12. Tu marca deja huella

Paris, sept. 2010

Paris, sept. 2010

“Tu marca es lo que la gente dice de ti cuando no estás en la habitación.”  Jeff Bezos, fundador de Amazon

Hoy en día, que nos encanta utilizar palabras en inglés (no voy a ser yo la que lo desmienta y de ahí el co:walking), es recurrente el uso del término branding para hablar de marca personal. Este concepto no es, sin embargo, reciente ya que en 1997, Tom Peters lo acuñó formalmente al abordarlo en su artículo The Brand Called You.

Marca es la impronta, la señal que queda cuando ya no estamos. En este sentido, desarrollar una estrategia de branding implica identificar en qué somos realmente diferentes y comunicar esas características que nos hacen ser únicos. En una sociedad como la actual, cada vez más globalizada y homogénea, es preciso gestionar la carrera profesional destacando lo más genuino. Se trata de poner en valor nuestro “cóctel” personal de talentos (cf. 7. Hablemos de talento), valores, experiencias, relaciones y gustos con el propósito de influir –  muy distinto a manipular-.

Desarrollar una marca personal requiere autoconocimiento, constancia, método y visión a largo plazo. La adaptación a los cambios no es incompatible con la coherencia interna. Cada una de nuestras acciones contribuye a aportarnos o restarnos valor y de ahí que sea fundamental mantener una línea de actuación congruente.

Comunicación: homogénea y breve.

La comunicación de nuestra marca ha de ser homogénea, es decir, enfocar en una única dirección para no producir distorsiones ni desviaciones de atención en nuestro público objetivo, sean éstos clientes o empleadores. Por otra parte, la premisa de menos es más debe de ser la clave de esta estrategia, es decir, en pocas palabras debemos de ser capaces de expresar a qué nos dedicamos, en qué somos únicos y porqué han de contratarnos o contar con nosotros. Esto es lo que se denomina en neuromarketing el “PAIN, CLAIM, GAIN”.

Más allá del Curriculum hay otros mundos.

El curriculum, es todavía necesario pero no suficiente.  Hoy por hoy, la presencia en redes sociales se ha convertido en pieza imprescindible de la carrera profesional.

El blog puede ser nuestra mejor ventana al mundo para expresar nuestra marca personal si bien existen otros medios como Youtube o redes tales que LinkedIn, Facebook, Twitter o Pinterest, entre otras. Cada una tiene su enfoque y en este sentido también debemos de buscar la coherencia con nuestros valores y nuestra personalidad. No se trata de participar en todas ellas de manera activa, si no de encontrar las que se adecuen más a nuestro propósito y nuestra forma de ser.

En todo caso, nuestro perfil cada vez es más público y más allá de quienes somos en el ámbito profesional, las personas nos identificamos por nuestras actitudes, nuestra experiencias, nuestras historias. Aquí encontrarás la mía…

¿Quieres compartir la tuya? Te animo a que lo hagas en los comentarios… probemos entre todos a enlazar historias y tejer una red.

Foto cedida por Luis Rios

Anuncios
Esta entrada fue publicada en aïnhoa mallo, coaching y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a 12. Tu marca deja huella

  1. Pingback: 17. Se buscan protagonistas | Co-walking: aïnhoa mallo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s